miércoles, 31 de marzo de 2021

Función de la justicia restaurativa

 


(imagen propiedad de Virginia Domingo)

La Justicia restaurativa tiene dos objetivos principales: el primero es la reparación del daño, nos preocupa restaurar el equilibrio y para eso, lo mejor es intentar compensar el daño, que muchas veces no tiene que ver con dinero, con reparación material sino que tiene que ver con algún acto del ofensor para con la víctima que cubra la necesidad emocional de esta de sentir que se ha hecho justicia y que alguien se responsabiliza por lo que ha hecho.

El segundo trata de la reintegración, la vuelta de víctima y ofensor a la comunidad, porque nos interesa tener personas que han sanado dentro de la sociedad. Ambos víctima y ofensor tienen que entender que son importantes para la comunidad, y que como seres que nos relacionamos funcionamos mejor con ellos, perfectamente reintegrados (reconectados)

1 comentario:

  1. Ninguno de estos objetivos será de fácil cumplimiento mientras siga encerrándose a los infractores en vez de permitirles y exigirles que reparen. Lo primero que la justicia restaurativa debería conseguir es la sustitución de la pena privativa de la libertad por penas alternativas reparadoras y repersonalizadoras.

    ResponderEliminar